Izquierda Unida participa en el homenaje a las víctimas transexuales y homosexuales de la represión franquista, en la vieja cárcel de Huelva

La placa colocada hoy fue reclamada por Izquierda Unida, en nombre de la Asociación de Transexuales de Andalucía-Sylvia Rivera que preside Mar Cambrollé, a través de una moción que resultó aprobada por unanimidad en el Ayuntamiento de Huelva, en abril del año pasado.
Una representación de Izquierda Unida en Huelva, encabezada por su Coordinador Provincial, Rafael Sánchez Rufo, y en la que también han estado Pedro Jiménez y Mónica Rossi, concejales en el Ayuntamiento de Huelva, y Silvia Zambrano, Responsable Provincial de Organización, han participado hoy en el acto de homenaje a las víctimas transexuales y homosexuales de la represión franquista que sufrieron prisión en la vieja cárcel de Huelva. En esta cárcel, declarada en 2013 como Lugar de la Memoria, se ha colocado una placa con la que se recuerda que en este centro penitenciario fueron encarceladas numerosas personas por el mero hecho de ser homosexuales o transexuales que el régimen franquista criminalizaba aplicándoles medidas represivas recogidas en las infaustas leyes de vagos y maleantes y a partir de 1970, de peligrosidad social.
La colocación de esta placa viene de una iniciativa aprobada por unanimidad en el Ayuntamiento de Huelva en abril del año pasado que presentó Izquierda Unida a propuesta de la Asociación de Transexuales de Andalucía-Sylvia Rivera, que preside la activista transexual, Mar Cambrollé, que ha intervenido en este acto. De este modo, se pedía a la Junta de Andalucía que hiciera expresa mención en la rotulación que figura en la cárcel de Huelva, como Lugar de la Memoria, a las personas transexuales que también sufrieron la represión franquista en esta prisión, lo que se ha realizado hoy.

En la placa que ha sido descubierta hoy se puede leer: “Para una generación de españoles este establecimiento penitenciario fue símbolo de castigo y exclusión social a quienes decidieron ejercer su libertad de ser y amar de forma diferente. Quede esta placa como reparación de la sociedad democrática a una injusticia histórica en recuerdo de las personas trans y homosexuales que fueron encarceladas y como compromiso de que ninguna generación tendrá que pasar por nada semejante”.

No obstante, queda pendiente otra reivindicación que se recogía en la moción aprobada por el Ayuntamiento de Huelva, en la que se reclama al Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas que lleve a cabo actuaciones para reparar la vieja cárcel que se encuentra en un estado total de abandono y ruina. De este modo, se pretende que este Lugar de la Memoria tenga unas condiciones dignas para que sirva de recuerdo y homenaje a las personas que en ella fueron encarceladas y aquella brutal y dramática represión contra las personas por su identidad sexual no quede en el olvido para que nunca vuelva a repetirse.